Centro de Investigación en Geografía Aplicada Pontificia Universidad Católica del Perú
Tema del mes 06 de julio de 2015

Día Mundial de los Mares

“En el principio creo Dios los cielos y la Tierra... el espíritu de Dios cobijó la haz de las aguas” (Génesis 1:1-2)

 Mag. Ing. Zaniel I. Novoa Goicochea

La vida en nuestro planeta se originó en el agua, y más específicamente en el mar. Los primeros seres vivos aparecieron hace más de tres mil doscientos millones de años, y durante más de dos mil ochocientos millones de años sólo hubo vida acuática. Las escrituras judeocristianas dicen del agua como un signo de bendición y paz (Deuteronomio 8:7). La forma en que nos relacionamos con Dios está reflejada en la manera en que respetamos al agua.  Al parecer las aguas del mundo fueron creadas entre el tercer y quinto día, parte esencial de toda la historia. El agua expresa la alianza  sellada  entre Dios y el Mundo San Juan Crisóstomo, en el siglo XV, comprendió la conexión espiritual y mística entre la creación del agua, la creación de la humanidad y el rol del Creador.

“Experimentamos una sensación de maravilla ante la infinita extensión de los mares; nos llena de sobrecogimiento la inconmensurable profundidad de los océanos; confesamos nuestro asombro ante las maravillas obras del Creador”

La espiritualidad de muchas sociedades emplea las imágenes del agua. En la espiritualidad de nuestras culturas costeras y andinas el agua es una deidad que da y recrea la vida. Es indudable que hay algo sagrado, casi sacramental en la estructura misma del agua. En cierto modo, la trascendencia del agua oculta el mismo misterio de Dios.

En la actualidad, todos sabemos que estamos rodeados de océanos, mares y ríos. Lo que no reconocemos es la manera en que estos están conectados íntima e innatamente unos

con otros, así como con nuestro medio ambiente. Cerca de 75 por ciento de la superficie del planeta se encuentra cubierta por agua, sólo un poco más de la cuarta parte la ocupan los medios terrestres.

Del agua existente la gran mayoría es agua salada, principalmente de los mares y océanos. Mar es el nombre genérico que utilizamos para designar todas las aguas saladas que cubren gran parte de la superficie de la Tierra. Este nombre se aplica, a menudo, a superficies marítimas que se extienden a orilla de los continentes, y a masas de agua salada que son más pequeñas que un océano, al que generalmente están conectados. Sin el mar no hubiera sido posible la vida en nuestro planeta. Sin embargo, a pesar de su inmensidad y la enorme riqueza biológica que encierran, nuestros mares y océanos son frágiles, muy poco conocidos y especialmente vulnerables a la amenazas.

El Día Mundial de los mares

Durante la última semana de septiembre, los gobiernos del Mundo celebran el Día Mundial de los Mares para promover su conservación. Desde 1948 la ONU creó la Organización Marítima Internacional (OMI), primer organismo dedicado a la seguridad marítima. La evolución en los intereses y políticas de la ONU también ha impactado en las miras y acciones de la OMI para que en la actualidad, dicha organización, incorpore la protección de los ecosistemas marinos como uno de sus principales fines.

El Mundo celebra el Día Mundial de los Mares, una de las mayores riquezas biológicas de nuestro planeta. Sin el mar y los océanos, se ha dicho, no hubiera sido posible la vida en la Tierra, ya que este gran elemento natural es uno de los de mayor potencial como fuente de vida.

Los mares y océanos propician enormes beneficios con sus ecosistemas naturales. Todos los seres vivos estamos conectados, en mayor o menor medida con el mar y sus recursos .

En el Perú el mar que se extiende a nuestras orillas es una inmensa masa líquida, mar verde planctónico, que nos abraza en todas sus latitudes. El mar es parte de nuestro hábitat natural, sostenido y enmarcado por la recia estructura andina, con todas las esencias de su lecho y de sus entrañas; alimentado por sales de nuestra tierra, y por el que probablemente llegaron sus primeros pobladores, por eso es que el hombre de sus costas lo sabe rico y siente amor por él. Su litoral cuenta con manglares, estuarios, praderas de algas, puntas e islas. Mar adentro nuestro verde mar, es también acogedor de profundos y extraordinarios ecosistemas que debemos apreciar día a día, pero que hoy se reviste de especial valor por tratarse de una fecha que nos debe llamar a la reflexión.

El hombre puede usar o abusar del mar, y el mar ha de regresarnos aquello que le hayamos dado.

Costeau

Conmemorar el Día Mundial de los Mares nos sirve para repensar la valoración que le asignamos a este nuestro Mar de Grau y sus recursos, tan vulnerables a la amenaza del hombre. El incremento de la demanda de recursos naturales que en ciertos casos ha llevado al agotamiento de algunas de sus especies; el desmedido crecimiento y ocupación de nuestras costas, y una extensa lista de hechos y actividades que perjudican uno de los ecosistemas más vulnerables que existen.  Estos habitat se encuentran actualmente amenazados por el cambio climático, la sobrepesca, el desarrollo de infraestructuras y la contaminación. La contaminación de los mares atenta contra la supervivencia de los ecosistemas que en ellos habitan, además de ser un peligro para la salud humana, por la ingesta directa de agua contaminada o por el consumo de especies (peces, moluscos y otros) contaminados.

Deja un comentario